Conceptualmente creada a partir del comportamiento sensual y chic, Adolfo Courrier es una marca italiana nacida en el 2002, con un estilo ideal para la mujer moderna y de con gusto por la generación Pop. Tanto Adolfo como Alessandra –fundadores de la marca-, vienen de familias activas en el mundo joyero, y decidieron emprender su propia línea única.

Con varias colecciones hermosas y modernas, inspiradas en artistas como Andy Warhol o Roy Litchtesnstein, esta moderna firma se destaca por los anillos en oro combinados con piedras preciosas y semi preciosas, hechos a mano en su propio estudio, donde han perfeccionada la técnica en texturas, pavimentos cromáticos, esmaltes y metales preciosos combinados.